El arroyo que nos trae lo que otros no quieren

Tras varios meses de sequía, demasiados, vuelven las lluvias a regar nuestros campos tan necesitados de agua, pero lo que deberían ser arroyos y cauces de agua cristalina, resulta que tras estas esperadas lluvias nos encontramos con regueros de un color marrón y un olor nauseabundo como el que trae nuestro contaminado arroyo Saucedoso.

Continuar leyendo “El arroyo que nos trae lo que otros no quieren”